Testimonios

Magnífico espacio creado para conectar con uno mismo, nuestra fuerza interior y descubrir que somos capaces de llegar lejos, de disfrutar de un entorno magnífico, una tribu que me cuida y protege para que pueda emocionarme, derrumbarme, recuperarme, llorar y sobre todo reírme mucho. Y todo ello a través de experimentarlo en mi cuerpo. Gracias a la tribu y al chamán que nos ha estado guiando y acompañando.
Juan Carlos (54 años, Sevilla)
El Hombre Salvaje


Lo que más me ha impactado ha sido el resultado de unión y hermandad entre los asistentes y no digamos las pruebas de cordialidad y cariño entre todos.
Enrique (60 años, Linares)
El Hombre Salvaje


Las experiencias del retiro han influido sobre mí, ahora soy yo el dueño. Gracias por darme la ocasión de sanar viejas heridas.
Un guerrero (55 años, Almería)
El Hombre Salvaje


Nunca pensé que este retiro iba a hacerme ver la vida de otro modo al percibir estas sensaciones que, como hombre, piensas que no pueden ser concebidas así.
Luis Ignacio (51 años, Silla)
El Hombre Salvaje


Me ha encantado trabajar a través de la danza y con expresión corporal, las expectativas las ha pasado de sobra. Muy bien organizado, era muy práctico.
Fran (38 años, Cádiz)
El Hombre Salvaje


Punto de inflexión en mi discurrir de experiencias, poder interiorizar y asimilar tantas cosas de mí, además teniendo compañeros de corazón y de protección con la gran dinamización de Juanfran Díaz que, haciéndose uno más del grupo, acompaña familiar y amorosamente. Gracias por ser.
Ángel (48 años, Markina)
La Senda del Guerrero


Un taller transformador y sanador: lo que más me ha gustado es poder llegar a ello desde lo físico, lo corporal, no desde lo mental y el pensamiento. Que hubiera hombres de distintas generaciones ha sido muy enriquecedor.
Pepe (49 años, El Puerto de Santa María)
El Hombre Salvaje


La Senda del Guerrero ha supuesto una experiencia que deja huella a nivel emocional y físico (qué agujetas!!).
Tres fines de semana cargaditos de emociones y buena compañía, me he sentido muy arropado en todo momento. Un curso muy recomendable para todo hombre con ganas de liberarse de ataduras y crecer en muchísimos aspectos.
Martzel (23 años, Aulesti)
La Senda del Guerrero


Hemos creado un grupo de hombres que cuentan los días para verse y sentirse a gusto en un lugar donde poder ser como somos. Las sesiones han resultado ser apasionantes.
Sergio (39 años, Málaga)
La Senda del Guerrero


Una experiencia maravillosa para realizar un viaje al interior y aprender y nutrirte del grupo. Sentirás que hay un antes y un después.
Pablo (40 años, Madrid)
El Hombre Salvaje


Magnífica persona, lugar, actividades y retiro... !Ufff, sin palabras! Flotas al liberarte de tus prejuicios como hombre y sentirte arropado y ver tu evolución mental.
José Antonio (39 años, Benalmádena)
El Hombre Salvaje


Es un taller único al estar enfocado íntegramente para hombres, creando un espacio de confianza especial y específico que tanto he echado de menos en otros talleres y en el que se mueve una energía, la energía masculina.
La experiencia ha sido sensacional: emotiva, enérgica, movilizadora, nutritiva, única, fraternal, motivadora, energizante y de gran impacto en mi desarrollo personal.
Juanjo (43 años, Torremolinos)
El Hombre Salvaje


Durante la realización del taller, los conceptos de hermandad, hombre y masculinidad van adquiriendo una perspectiva novedosa y enriquecedora.
Salva (41 años, Cádiz)
El Hombre Salvaje


Un grupo de hombres desconocidos, valientes y tiernos, buscando en ellos, reconociéndose en los otros, en un ambiente de seguridad y entrega total. Conmovedor.
Pedro (55 años, Málaga)
El Hombre Salvaje


Para mi ha sido una experiencia muy beneficiosa en todos los aspectos, muy recomendable. Creemos que nos conocemos, que sabemos a donde vamos, que podemos controlar todo y que los demás nos ven tal y como nosotros creemos y no es así. Somos muy vulnerables, muy inseguros y desconfiados. Yo hablo por mi, me he dado cuenta que lo mejor es la naturalidad, no pensar tanto y actuar más con sentimientos. Tengo que quererme más y así me querrán los demás, y sobretodo pensar en lo que quiero yo.

Estos días me han ayudado a sentirme libre, poder expresar y sentir, sentimientos, emociones... He despertado un lado mío que ni yo sabía que tenía y he experimentado muchos cambios internos. He encontrado el principio de mi camino, la cuerda de donde tirar para salir de este bache emocional y por supuesto abierto a seguir viviendo y experimentando experiencias. Quiero dar las gracias al gran equipo humano que hay detrás de todo esto (a Maricarmen y Anamari de la casa, los compañeros, a Juanfran y a Pablo), gracias, gracias y gracias.
Antonio (43 años, Málaga)
El Hombre Salvaje


Si quieres enriquecer tu vida como hombre asiste a este retiro. Juanfran realiza un trabajo excelente, enriquecido, integrador y completo en muy poco tiempo! Y a todos los procesos personales que he vivido se une la maravilla de compartir con otros hombres valientes. Un consejo: da el salto y ábrete a la experiencia. Lo agradecerás.
Gonzalo (38 años, Madrid)
El Hombre Salvaje


Un curso con gran valor social. Me ha permitido mirarme hacia dentro y observar partes de mi oscuridad y de mi luz.
He podido sentir y expresar sin necesariamente entender y es lo que necesitaba.
Diego (28 años, Lekeitio)
La Senda del Guerrero


Es un curso en el que te conoces a ti mismo y a tu entorno, se trabaja mucho la empatía, no hay juicios y todas las opiniones son válidas.
Se ha creado un rollo muy guapo entre todos los del grupo, mucha empatía y compañerismo, se le han quitado hierro a muchas cosas que creemos que tienen importancia y se la ha dado valor a lo que de verdad lo tiene.
Todos somos uno con el grupo, y el grupo es uno con todos.
Gorka (38 años, Elorrio)
La Senda del Guerrero


Una experiencia impactante y única. Una explosión de emociones, un terapeuta que sabe y cree en su trabajo, compañeros que comienzan siendo anónimos y poco a poco van formando parte de mi propio proceso de crecimiento. La energía que se crea, la acogida, la belleza, la danza, rituales, la compañía... van creando la tribu. Un viaje del alma, en un ambiente de respeto y libertad.
Una experiencia maravillosa, ¡¡hay que vivirla para entenderla!! Muy recomendable.
Jose (48 años, Cádiz)
El Hombre Salvaje


Ver todos los eventos

Hecho con Juanfran Díaz